Irak se convierte en el conflicto más letal para los periodistas desde la Segunda Guerra Mundial

La organización Reporteros sin Fronteras (RSF) asegura que han fallecido más periodistas en el conflicto que se inició hace tres años en Irak -un total de 86- que en ningún otro desde el fin de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). RSF destaca que el 77% de los periodistas y colaboradores de medios de comunicación asesinados eran iraquíes. En el 55% de los casos los periodistas fueron deliberadamente el objetivo de los asesinos, lo que supone un porcentaje “mucho mayor que en conflictos anteriores”, en los que los comunicadores “eran víctimas sobre todo de ataques indiscriminados o de balas perdidas”.La organización subraya que Irak es además “el mayor mercado de secuestros del mundo” y que 38 periodistas han sido secuestrados, cinco de ellos ejecutados y tres -Jill Carroll, Rim Zeid y Maruan Jazaal- siguen en manos de sus captores.

Información publicada por el diario El Mundo (España).

Por un desalentador panorama transita la libertad de prensa en el continente americano

A esa conclusión llegaron directores y periodistas de 400 medios de las Américas, reunidos desde el viernes en Quito, en el foro semestral de la (SIP).
En la inauguración oficial,ayer, el presidente ecuatoriano, Alfredo Palacio, defendió la libertad de expresión como “ cuestión de supervivencia”.
Por su parte, el presidente de la Comisión para la Libertad de Prensa, Gonzalo Marroquín, demandó investigar los crímenes contra periodistas y castigar a los responsables. Destacó a México y Venezuela, como los países donde la situación es más crítica.
Uno de los eventos centrales del primer fue día un panel sobre “Crimen organizado y los riesgos para el periodismo” con la participación del director de El Universal de México, Juan Francisco Ealy, y del director de EL TIEMPO, Enrique Santos, quien analizó las semejanzas y diferencias de los casos de México y Colombia en relación con el crimen organizado y describió las experiencias del periodismo colombiano durante la época del narcoterrorismo de fines de los 80, tras el cual hubo un intenso debate.
Santos, presidente de la Comisión contra la Impunidad del SIP, denunció la situación de los periodistas en el norte de México. “Han decidido autocensurarse por temor a las represalias del narcotráfico, es un claro ejemplo de la presión que el crimen organizado ejerce sobre los medios. Esto representa hoy un verdadero desafío para los comunicadores de la región”, dijo. En tanto, Ealy señaló que “no sólo los periódicos del norte del país sufren esa amenaza”.
Santos destacó que, aún así, la lucha contra la impunidad en la región ha dado sus frutos en los últimos años. Entre enero del 2005 y febrero del 2006 se produjeron 18 sentencias por asesinatos. Pero agregó que continúan los ataques a medios y comunicadores, algo que se refleja en que en ese lapso asesinaron periodistas en México, Ecuador y Guayana y desaparecieron otros en Paraguay y México.
Hostigamiento en Venezuela Con la aprobación de la llamada Ley de Responsabilidad Social y las reformas al Código Penal, los atropellos contra la libertad de expresión y la inseguridad jurídica de los periodistas aumentaron en Venezuela, denunció David Natera, director del diario Correo de Caroní.
Natera detalló que los ataques contra los periodistas han sido “reiterados”, en los últimos meses, cuando se han presentado 15 casos.
Entre las acciones que calificó como “hostigamiento estatal” destacó las tomadas contra los canales Globovisión y Radio Caracas Televisión y los diarios El Nacional y Notitarde, entre otros.
También denunció las detenciones de los periodistas Ibéyise Pacheco, Marianela Salazar, Patricia Toledo, Néstor Mecerani y David Ludovick, que han “sufrido las consecuencias de la falta de defensa a los derechos de información en Venezuela”.
Uno de los asistentes a la reunión, que se identificó como periodista venezolano independiente, recriminó a Natera y acusó a los miembros de la SIP de responder a los intereses de los poderosos y de E.U. También dijo que los diarios quiteños El Comercio y Hoy se habían negado a publicar avisos defendiendo a Chávez de las criticas en la SIP. A lo que el director de Hoy, Jaime Mantilla, reaccionó llamándolo mentiroso.
Luego se demostró que el defensor de Chávez no era periodista sino un diputado del movimiento bolivariano que, según comunicadores venezolanos, fue enviado para provocar un incidente.
Las amenazas en Colombia En el caso colombiano, la libertad de prensa afronta una creciente ola de agresiones y amenazas contra periodistas y directores de medios, según Mercedes González, de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP.
Entre los periódicos afectados por las amenazas están: Hoy Diario del Magdalena; Vanguardia Liberal, de Bucaramanga, y La Tarde, de Barrancabermeja.
González señaló que 30 periodistas reportaron amenazas y 5 abandonaron sus regiones. También destacó que siguiendo la tendencia de los dos últimos semestres, no se presentó ningún asesinato de periodistas por razones del ejercicio profesional.
Pese a que este semestre hubo más expectativa que resultados en investigaciones de crímenes de periodistas, se resaltó el hecho de que el fiscal, Mario Iguarán, trasladó a Bogotá el expediente del homicidio del subdirector de La Patria, Orlando Sierra.
‘DRAMÁTICO INFORME SOBRE CUBA’ El vicepresidente de la Comisión de Libertad de Prensa de Cuba, Humberto Castelló, presentó un dramático informe sobre la “total oscuridad” de la libertad de prensa en su país, donde están encarcelados más de 25 periodistas.
“Al control absoluto del Estado sobre los medios de comunicación en Cuba por 46 años, se añaden cotidianamente los trazos de una cruenta represión contra las expresiones independientes, el hostigamiento y la desatención médica de los periodistas presos”, subrayó.
Anotó, que hay una “férrea vigilancia” gubernamental para impedir el acceso de la ciudadanía a fuentes alternativas de información.
‘EL NUEVO DÍA’ DENUNCIA BOICOT DE GÓMEZ GALLO El periódico El Nuevo Día, de Ibagué, denunció este fin de semana que el senador Humberto Gómez Gallo inició un boicot contra este medio impreso para que los tolimenses no lo compren, no lo lean y no pauten en este.
El senador tolimense Gómez Gallo, a su vez, dijo que emprenderá acciones legales contra el periódico, porque considera que publicaron información en su contra que puede constituirse en injuria y calumnia.
El Nuevo Día informó que el boicot promovido por el legislador tiene que ver con una serie de publicaciones en las que se cuestiona algunas actuaciones del congresista conservador y ex presidente del Senado.
Una de ellas tiene que ver con la solicitud del abogado Iván Ramírez a la Fiscalía “pidiendo investigar al senador Gómez Gallo por vínculos directos con el presunto narcotraficante Eduardo Restrepo Victoria, alias ‘El socio’”, dice el periódico tolimense.
Gómez Gallo dijo que estas informaciones se las tendrán que probar. “Ellos lo interpretaron como un boicot. Yo lo que he pedido es hacer una colecta para fundar otro periódico”, agregó.
30 Los periodistas que reportaron amenazas en Colombia. Además, cinco abandonaron sus regiones
Publicación
eltiempo.com
Sección
Nación
Fecha de publicación
20 de marzo de 2006
Autor
NULLVALUE

Crece el uso de Google para espiar la vida privada

Lo llaman “googling” y es el nuevo deporte nacional de los norteamericanos, aunque se extiende velozmente al resto del mundo. Se trata, básicamente, de una nueva y peligrosa moda: la búsqueda en Internet, a través del programa Google, de datos sobre la vida privada, el trabajo y los gustos de otras personas.

Para muchos, Google ya se había convertido en una herramienta para encontrar pareja, ya que permite obtener más información sobre los posibles pretendientes. Pero ahora se suman padres que “googlean” a sus futuros yernos, empleados que quieren saber más de sus jefes y, por supuesto, jefes que desean saber de las costumbres de sus subordinados. Tantos adeptos tiene y tan hondo está calando en la sociedad, que, por ejemplo, cada vez más anuncios de televisión invitan a los espectadores a “googlear” para averiguar más sobre los productos que promocionan.

Según David Holtzman, experto en privacidad de datos en Internet y director de Global POV, este fenómeno “comenzó hace unos dos años en Estados Unidos, pero posteriormente se ha ido trasladando a otros países”.

Jonathan Zittrain, uno de los directores del Centro de Internet y Sociedad de la Facultad de Derecho de la Universidad de Harvard, señaló en un informe: “Hay que tener en cuenta que empleados o amigos pueden descubrir datos de nuestra vida que creíamos secretos”.

Lo que originalmente era un campo limitado a las personas famosas y las grandes estrellas de cine se ha convertido en la pesadilla de miles de personas anónimas, que ven cómo su vida privada pasa de un ordenador a otro con la rapidez de un clic.

“Antes sólo aparecían en Google las personas famosas; sin embargo, en la actualidad cualquier información personal puede aparecer en el ordenador de alguien que nos busque en Google”, dijo Holtzman.

Estados Unidos es el país con más internautas en el mundo -195 millones- y buena parte de las 2,9 millones de búsquedas mensuales que procesa Google tienen con ver con datos personales.

Durante los últimos años, el uso de Internet se ha extendido tanto en el tejido social norteamericano, que en la actualidad es extremadamente fácil encontrar en la Red todo tipo de datos personales, que van desde las aficiones hasta el número de cuenta bancaria o la fortuna personal del “googleado”.

Holtzman dijo: “La mayor parte de la gente no sabe que sus datos privados aparecen en Internet. Además, aquí se plantea un segundo problema, que es determinar si los datos que aparecen en Internet son verdaderos o no”.

En Estados Unidos es frecuente que la prensa centre la atención en importantes ejecutivos y empresarios. El año pasado le tocó al presidente ejecutivo de Google, Eric Schmidt, cuyo nombre fue utilizado por la página News.com como ejemplo para explicar lo fácil que es encontrar información personal en el buscador.

Al directivo de Google no le debió hacer ninguna gracia ver cómo salía publicada su fortuna personal, pero, como afirmó Holtzman, “la gente se tendrá que acostumbrar a la idea de que otras personas puedan conocer más sobre su vida de lo que a ellas les gustaría”.

Entre la comunidad de usuarios de Internet es bien conocido que “lo que no aparece en Google no existe”, por lo que la red de redes genera un enorme volumen de información que hace fracasar todos los mecanismos de control para asegurar la privacidad de los datos.

“La propia naturaleza de Internet hace difícil que esto se regule. Además, el uso de esta información es legal, ya que en Estados Unidos no existe una norma relativa a la protección de datos, como sucede en Europa”, puntualizó el director de Global POV.

Fondos disponibles para trabajos de periodismo investigativo

Periodistas de todo el mundo que estén en búsqueda de publicar sus trabajos investigativos y que no tengan el apoyo de una gran organización de noticias tienen hasta el 18 de marzo para postular a una concesión.

El Fund for Investigative Journalism (Fondo para el Periodismo Investigativo) entrega fondos de US$500 a US$10.000 para realizar trabajos de investigación sobre temas como corrupción, hechos delictivos, entre otros problemas que afectan a la sociedad. Las concesiones se entregarán en abril.

Quienes deseen postular a un fondo deben enviar una carta explicando la historia, qué es lo que espera probar y cómo y cuáles son sus fuentes. La carta debe ir acompañada de un currículum, ejemplos de trabajos y una carta del editor comprometiéndose con la publicación de producto final. Las notas podrán ser publicadas en cualquier idioma, pero se dará preferencia a las que estén en inglés.

Una de las concesiones está destinada al premio Robert I. Friedman de reporteo investigativo internacional, que honra el nombre del en memoria del reconocido periodista fallecido en 2002

Desde su fundación en 1969, el fondo ha entregado cerca de US$1.5 millones en concesiones. Para mayor información escriba a contact.fundfij@yahoo.com o visite http://fij.org/.

Me indigna que las fuentes acaben siendo un refrito de agencias: Tomás Alcoverro

Tomás Alcoverro, corresponsal de La Vanguardia en Oriente Próximo

«Me indigna que las fuentes acaben siendo un refrito de agencias»
Tomás Alcoverro

Tomás Alcoverro nació en Barcelona en 1940
Licenciado en Derecho y Periodismo colaboró desde muy joven en todo tipo de revistas
Comenzó en La Vanguardia en 1965 y ha vivido desde entonces conflictos como los de El Líbano, la ocupación turca de Chipre, Iraq y otros
Ha obtenido los premios de periodismo Godó, Cirilo Rodríguez y Ortega y Gasset

Reivindico el “yo” en la crónica
Por Susana Mendoza

Periodista Digital

Jueves, 9 de marzo 2006

Tomás Alcoverro se considera un corresponsal atípico; más de tres décadas en la profesión, en la misma zona y en el mismo periódico no suele ser lo corriente, aunque su vocación siempre le empujó hacia Oriente Medio para recalar finalmente en Beirut, una ciudad que según él, huele a “polvo y jazmín”. Este veterano periodista que lleva cubriendo Oriente Medio para la Vanguardia desde 1972, ha recopilado en un libro sus crónicas más relevantes del Líbano e Iraq, donde informó sobre la guerra en sus semanas anteriores y posteriores. “El Decano. De Beirut a Bagdad: 30 años de crónicas” es una recopilación de las mejores crónicas de Alcoverro, género que además defiende acérrimamente y del que reivindica su dignidad literaria. Hace dos años obtuvo el premio otorgado a los corresponsales en el extranjero Cirilo Rodríguez y recientemente ha sido nombrado parte del jurado de este mismo galardón, hecho que también le hace sentirse muy honrado.

P:¿Cómo describirías estas tres décadas como corresponsal?
R:Lo primero es que yo me considero un corresponsal bastante atípico; sobre todo por la duración de mi carrera, treinta y cuatro años en Oriente Medio, en el mismo periódico y en la misma sección, no es lo normal en esta profesión. Han sido años de mucha vocación, mucho miedo y también mucha aventura.
P:En la presentación de tu libro “El Decano” reivindicas el género de la crónica. ¿Cómo definirías este género?
R:La crónica principalmente se puede definir como un soneto; tiene que transmitir emoción a los lectores. El periodista tiene que escribirla armoniosamente, tiene que escribir bien, incluso llegando a utilizar la primera persona, el “yo”. A mí no me ha importado utilizarlo cuando lo he creído necesario; por ejemplo, en una ocasión la propia fuente de la crónica era yo mismo, mientras observaba desde el balcón de mi casa en Beirut los acontecimientos que se desarrollaban, así que durante la elaboración de la información utilicé constantemente la primera persona.
Estamos rompiendo el estilo literario de la crónica
P:¿Crees que hoy en día se hace buena crónica?
R:Este género además es tan digno de respeto como cualquier otro, pero hoy en día el lenguaje está estropeado y estamos rompiendo su estilo; yo reivindico el estilo literario de la crónica. Estoy verdaderamente indignado por como se trata ahora todo el asunto de las fuentes, que acaba siendo un refrito de informaciones de agencias, “según informa tal o cual”.
P:¿Cómo ha sido tu relación con el resto de los compañeros de profesión?
R:Francamente muy buena. Me siento querido y arropado por todos ellos, y de hecho les dedico mi libro, junto con mis padres. “A la tribu amiga”, porque entre nosotros nos llamamos así, la tribu. En la presentación de mi libro en la Casa de América, me enalteció el ver allí a tantos de mis compañeros y amigos, el ver a todos los que me han demostrado su aprecio. Hace dos años recibí el premio Cirilo Rodríguez para los corresponsales extranjeros y me hicieron sentir tremendamente honrado, ya que en el jurado son todos corresponsales también, y ahora me han nombrado parte del jurado, lo que me hace sentir muy orgulloso y honrado.
P:Como especialista en la zona y testigo directo, ¿hacia dónde crees que se dirigen Siria y el Líbano?
R:Hay mucho miedo en ambos países, los dos temen ir al otro país. El Líbano está pasando por un momento muy crítico, sobre todo desde el asesinato de Hariri y el hecho de que toda la comunidad internacional se lanza al cuello de Siria, acusándole sin pruebas. Es muy laberíntico el tratar de definir qué ocurrirá, pero la población quiere estabilidad y saber quién asesinó a Hariri; por eso hay convocada una gran manifestación en Beirut el 14 de marzo.
P:¿E Iraq?
R.Bueno, yo allí he estado un par de veces y no quiero volver. La primera fue días antes de la invasión estadounidense y la gente estaba esperanzada, pero luego aquello se convirtió en el caos que todo el mundo preveía. Es terrible, es el cruento deshacerse de un estado y no se vislumbra ninguna solución.
P:¿Cómo ves el oficio en la actualidad?
R:Ha mejorado mucho en cuanto a comunicaciones; ahora hay una gran tecnología al servicio del periodista, pero hace treinta años sólo se podía enviar información a través del télex, el fax. Imagina además que en estas zonas tampoco había mucha tecnología, por lo que costaba mucho más. A mí me ocurrió cuando Arafat salió de Beirut; aquello era histórico, y cuando lo quise enviar no funcionaba ningún teléfono en toda la ciudad y me quedé sin enviarlo

Suscribir
Facebook
YOUTUBE
LinkedIn
Instagram