Sin categoría

Masiva protesta en Internet contra leyes antipiratería de EE UU

19 Ene , 2012  

(Con Medios Latinos)”Detengan la Piratería, no la Libertad”, con este texto Google se suma a las acciones de protesta en Internet contra la ley antipiratería que se debate actualmente en los Estados Unidos. Si bien se han anunciado manifestaciones contra los proyectos SOPA (Stop Online Piracy Act) y PIPA (Protect IP Act), no se esperan grandes cortes de servicios, como se evaluó en un primer momento.

Entre las empresas que se suman a las protestas figuran también Reddit, Wikipedia, Mozilla, Internet Archive o WordPress. Cada una de ellas tiene intereses diferenciados y una posición propia para protestar contra los proyectos de ley. Desde Google anunciaron que no cortarán sus servicios por considerarlo algo irracional. Su modo de sumarse a la protesta es a través de información en la portada del buscador. Algo similar ocurriría con Twitter y Facebook, que tampoco cortarán sus servicios. Si bien han expresado su oposición al proyecto de ley, entienden que en la lucha contra la censura es más importante mantener estas redes abiertas que apagarlas. Más allá de las medidas concretas, el anuncio de un apagón digital ha conseguido llamar la atención del público en torno al polémico proyecto de ley. También ha tenido su impacto sobre el Congreso de los Estados Unidos, que ha decidido congelar el proyecto hasta obtener un mayor consenso.

Los políticos de EE UU reaccionan divididos a la jornada de protesta en Internet
Mientras algunos retiran su apoyo a las leyes antipiratería o piden más tiempo para discutirlas, el promotor de la ley SOPA agiliza su debate.-Wikipedia o Reddit apagan su sitio en inglés.- Google y otros publican mensajes contra las mismas

LO QUE PUBLICA EL PAÍS DE ESPAÑA

Crece la protesta en Internet contra las leyes antipiratería de EE UU.

Por Cristina F. Pereda

La jornada de protesta en Internet contra las leyes antipiratería de Estados Unidos ha provocado distintas reacciones políticas. El republicano Marco Rubio es el primer senador que retira su apoyo a estas leyes. Hoy ha anunciado que dejaría de respaldar la ley PIPA, a pesar de que él mismo había impulsado la propuesta. Otro senador republicano, el tejano John Cornyn, ha pedido a las dos cámaras que se tomen más tiempo para estudiar los textos antes de someterlos a votación. “Robar contenido es un delito, así de simple, pero las preocupaciones sobre el daño que se pueda causar a Internet y a la innovación en el sector tecnológico exigen un equilibrio mucho más precavido, y eso requiere tiempo”.

El legislador tejano Lamar Smith ha anunciado, por el contrario, que la ley SOPA volverá a debatirse en el hemiciclo el mes que viene. El fin de semana pasado, y ante la magnitud de las inminentes protestas de sitios como Google y Wikipedia, había retirado la propuesta de ley hasta que un nuevo consenso permitiera seguir adelante. “Seguiremos invitando a representantes de la industria y legisladores para hallar el modo de combatir la piratería en Internet y aprobar una legislación que proteja a los consumidores, empresarios y puestos de trabajo de ladrones extranjeros que roban propiedad intelectual estadounidense”, ha declarado Smith. La Casa Blanca emitió un comunicado el pasado viernes anunciando que no apoyaría ninguna legislación que “reduzca la libertad de expresión, aumente los riesgos contra seguridad online o perjudique el dinamismo e innovación en Internet”.

Durante la jornada del miércoles, muchas webs de EE UU mostraron su oposición a estas leyes. “Imagina un mundo sin Craiglist, Wikipedia, Google…” Así empieza el mensaje que Craiglist, el sitio de anuncios breves, ha colgado en su página de inicio en el sitio estadounidense para protestar por las leyes antipiratería que discuten tanto el Senado (PIPA) como la Cámara de Representantes (SOPA) en aquel país. Es uno de los sitios que se ha sumado a la protesta contra las mismas. Una protesta que crece. Inicialmente fue el sitio Reddit el que tomó la iniciativa de sustituir sus servicios habituales por un mensaje contra le ley y una petición para que los ciudadanos norteamericanos se dirigieran a sus representantes para solicitar que impidan el progreso de estas normativas. Luego se sumaron al apagón otros sitios. El más popular es Wikipedia, cuya edición en Estados Unidos no puede consultarse hoy. Google no ha cerrado el buscador pero en el sitio estadounidense presenta un enlace “(Por favor, no censuréis la web”) que remite a una página en la que presenta un mensaje para que el internauta lo remita pidiendo que no se voten las citadas leyes. Efe cifra en 10.000 los sitios de distinta envergadura que han participado en la protesta de una forma u otra e incluso han surgido páginas que reseñan el seguimiento de la huelga, como www.sopastrike.com. Mozilla, la impulsora de Firefox, también redirige en Estados Unidos temporalmente a una página de información y protesta contra las citadas leyes; en su mensaje reclama una web abierta. Boingboing, el popular blog informativo, también está a oscuras y ofrece enlaces a entidades que combaten los proyectos legislativos.

Al apagón que promovió Wikipedia también se ha unido la plataforma de blogs WordPress.org con una portada en negro, aunque los usuarios han podido seguir actualizando sus blogs, accediendo a la documentación de la web e incluso han podido instalarse pantallas de protesta contra la legislación gracias a ‘plugins’ creados para la ocasión. MoveOn.org, Good.is, TwitPic (uno de los servicios de publicación de imágenes a través de Twitter), dotSUB, Internet Archive, Free Press, Mojang y Minecraft son otros nombres de la protesta.

Los argumentos más comunes son que las leyes en debate anulan la innovación en Internet y frenan la libertad de expresión. “Nos quieren convertir en criminales”, explican los directivos de Mozilla. La ley SOPA proponía inicialmente el bloqueo de los sitios que ofrecieran contenidos protegidos, la eliminación de sus enlaces en los buscadores y la sanción de quienes mantuvieran relaciones comerciales o publicitarias con los mismos. El propio promotor de la ley propuso negociar el primer punto ante las críticas de que este tipo de acciones perjudicarían la imagen de Estados Unidos y la gestión de dominios. La medida estaba pensada principalmente para evitar el acceso a sitios albergados en el extranjero. Los críticos consideraron que ello obligaría a los proveedores de acceso a convertirse en policías de la Red.

Algunos usuarios han iniciado su protesta particular a través de las redes sociales: “Twitter, únete a la protesta. Pega esto en Twitter mañana [este mensaje ha sido censurado por el Gobierno de EE UU] visita americancensorship.org”. Otros han convocado encuentros informativos o de protesta.

“El futuro de la comunidad tecnológica de Nueva York está en peligro”, declaraba esta página en la que normalmente se organizan reuniones entre informáticos de la ciudad y que, desde ayer, teñida de negro invitaba a congregarse de urgencia frente a las oficinas de dos senadores del estado.

Medios de comunicación como la radio pública NPR, The Washington Post y The Guardian han creado una iniciativa para ayudar a aquellos usuarios que quieran hacer búsquedas en la enciclopedia online durante su apagón. A través de sus cuentas en Twitter, se han propuesto contestar a mensajes con preguntas con la palabra clave #altwiki. Teniendo en cuenta que Wikipedia tiene 25 millones de usuarios al día, el proyecto para sustituirle es más que ambicioso.

El influyente portal Oreilly, por su parte, aprovechó el comunicado de su respaldo a Wikipedia para argumentar a favor de una solución a la piratería que llegue del propio mercado, no de una intervención gubernamental. La distancia entre estos dos argumentos es la que separa a defensores y detractores dela ley SOPA. “El término ‘piratería’ implica que la amplia presencia de copias no autorizadas de contenido protegido es el resultado de malas actuaciones intentando apresar un mercado legal. Pero la historia nos ha demostrado que esto es principalmente el resultado de un fallo del mercado”.

Para el experto Dan Gillmor, el objetivo de estas leyes es claro: “retirar el control de las herramientas de las masas y centralizar lo que prometía ser el medio de comunicación y de colaboración más abierto jamás inventado”, escribía en The Guardian.

Los opositores a las leyes SOPA y PIPA tienen de su lado a la Administración Obama, que afirmó el pasado viernes que rechazaría cualquier ley que amenazara el dinamismo y la innovación en internet. El respaldo de la Casa Blanca, sin embargo, todavía no se ha mostrado definitivo. Los legisladores del Comité Judicial de la Cámara de Representantes, donde fue propuesta la ley SOPA y durante cuyo debate se dieron a conocer los apartados más polémicos de la normativa, no darán de momento un paso atrás. “El apagón no es más que un truco publicitario”, declaró ayer el congresista republicano Lamar Smith. El principal partidario de la legislación anunciaba así que retomarán la negociación del texto definitivo el mes de febrero, a pesar de que la semana pasada congelaron las negociaciones hasta encontrar más puntos en común entre defensores y detractores.

El exsenador norteamericano Chris Dodd, ahora líder de uno de los grupos de presión más poderosos de la industria cinematográfica, afirmaba en un comunicado (PDF) que la protesta que tiene lugar este miércoles “es un abuso de poder por la libertad de que disponen estas compañías en el mercado actual”. La Asociación Norteamericana del Cine (MPAA, por sus siglas en inglés) defiende que el ‘apagón’ es “un desarrollo peligroso y preocupante ya que las plataformas que funcionan como soporte de información estarán retirando datos intencionadamente para incitar a los usuarios de acuerdo con sus intereses”. Dodd, en defensa de la libertad de acceso a la información de los ciudadanos, protestaba a su vez en contra contra el ejercicio de libertad de expresión de decenas de líderes de empresas online.

España también protesta

La página de la Asociación de Internautas de España, también en negro, se ha unido a las acciones y ha publicado en su página de inicio un mensaje contra la ley estadounidense cuyos objetivos asocia a la española ley Sinde. Víctor Domingo, de la citada asociación, ha indicado a Efe que alrededor de un centenar de páginas web españolas se han sumado al “apagón”, entre ellas Voolive.net, Gurusblog, Barrapunto o los blog del profesor de IE Business School Enrique Dans.

El responsable de Voolive.net, Carlos Urioste, explicaba en Twitter que hoy ha apagado su web “para que nadie la pueda apagar gratuitamente en el futuro”. Durante toda la mañana, el tema más comentado (“trending topic”) de la red de microblogging ha sido “Stop SOPA”. Entre los mensajes que los internautas han lanzado a través de Twitter se han leído cosas como “Histórico: hoy es el primer día de huelga en internet”, que decía la tuitera marilink, o el comentario del abogado Javier de la Cueva que aseguraba que “la discusión de derechos fundamentales contra propiedad ya se dio en la abolición del esclavismo”, comentaba el abogado Javier de la Cueva.

Fuente: http://www.elpais.com/articulo/tecnologia/politicos/EE/UU/reaccionan/divididos/jornada/protesta/Internet/elpeputec/20120118elpeputec_1/Tes

Fuente: http://www.kas.de/wf/en/221.438/

Sin categoría

El odio social

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Va a ser difícil extirpar esa desciación que es el gusto por la fiesta brava en estas latitudes.
Y lo es porque más allá de los panegíricos (únicas probables piezas de arte en una de las representaciones más gráficas de nuestra animalidad), las corridas son la puesta en escena de parte de nuestra genética: el odio social.

Por eso no es coincidencia que, junto con la llegada de las temporadas taurinas, como expresión del odio humano por las demás especies detrás de una socorrida superioridad, aparezcan otras manifestaciones impregnadas de inquina que ayudan a sublimar ese instinto patológico que nos define cuando estamos en comunidad.

No de otra manera se entiende la agria recepción que ha tenido la administración Petro, víctima de muletillas y hasta estocadas cuando apenas han transcurrido dos semanas desde su posesión. La rabia por su pasado insurgente y por su intención de gobernar desde lo social y desde el amor, ha delatado a quienes tomaron como una derrota personal, que no han podido superar, la victoria del nuevo alcalde.

El odio incubado tampoco ha permitido mirar los alcances de la carta de Timochenko y su propuesta de retomar el diálogo. La palabra Caguán dispara en la mente nacional, y se entiende, todas las barreras y todos los prejuicios. El rencor enceguece.

Algo similar sucede con todo lo que suene a Chávez. Desde su anunciada recuperación, hasta los nombramientos o cambios en su gabinete. Animadversión instintiva.

Habría que incluir el fuego cruzado de las huestes uribistas, la andanada contra la fiscal, así como las manifestaciones de ese odio social en otros escenarios que han construido sus propios tótems para hacerles el respectivo ritual con cierta periodicidad. Baste con citar los nombres de Bolillo Gómez o Laura Acuña para que buena parte de la opinión “se erice” antes de preparar la artillería. Para no hablar de los foros o de las rencillas e iracundias en las redes sociales.

Por eso a ese odio hay que quitarle las armas, como se vislumbra en Bogotá y otras ciudades, y las representaciones burlescas que legitiman la eliminación del otro como fórmula para calmar nuestras bajas pasiones.

Sin categoría

Trato inhumano y amenazas

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Y volvió a crecer la amenaza. Como no había sucedido en los últimos seis años, 121 periodistas la vivieron en carne propia durante 2011, en 94 casos que pudo documentar la FLIP.
Ese fue el factor más perturbador en el ejercicio de la libertad de prensa en un año particularmente difícil, como suelen serlo los de elecciones. Prueba de ello es que de las amenazas, cerca del 20% provinieron de políticos y 18% tuvieron origen en las llamadas bacrim.

De allí el ambiente de autocensura que marcó el cubrimiento del ejercicio del voto, bien por presión directa, pauta publicitaria o por inmersión o contagio de los reporteros en las campañas. En ese cubrimiento brilló por su ausencia el estado real del orden público y la injerencia de grupos ilegales en las decisiones regionales.

Según el informe hubo algún tipo de agresión contra un comunicador cada 53 horas en promedio. Alto, para un país que se ufana de brindar garantías plenas a la prensa. Si bien disminuyeron la estigmatización y el exilio, con dos casos respectivamente, emergió el preocupante trato inhumano, con 22 víctimas documentadas. Nada raro aquí, donde campea la adulación a la hora de la vitrina o el free press como máscara del desprecio y odio que manejan ciertos representantes del poder a la hora de referirse a los periodistas que cumplen con su deber.

Y cuando todo lo anterior no funciona aparece la obstrucción, desde la más cruda hasta las ardides revestidas de legalidad, como pueden certificar por lo menos once de nuestros colegas.

Increíble que Antioquia y Bogotá sean, con Cauca, Arauca, Cesar y Magdalena, las zonas con mayor riesgo para el trabajo periodístico.

Y lamentable que en los primeros once meses de 2011 el balance de la lucha contra la impunidad por el asesinato de periodistas, al que hace seguimiento la FLIP, no sea halagüeño. De 139 casos observados desde 1977, sólo 17 han tenido sentencia condenatoria y 4 tienen resolución de acusación. De 57 no hay información y otros tantos ya prescribieron.

Sin duda, fue un año “desafiante y trágico” para el continente, según la SIP, y para el país, que no ha podido salir de la zona roja que mina nuestra pretendida democracia.

Sin categoría

Rumores y profecías

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Tiene muchos apellidos el año que despunta. Comenzando porque es bisiesto, ese tradicional pretexto para echarles la culpa a la luna, los cometas y hasta a las estrellas aún no iluminadas por los fracasos, los errores o la simple incapacidad humana.

Coincide con el inicio, en unos días, del año del dragón de agua en el horóscopo chino, que algunos ven como tiempo de ajuste de cuentas del planeta con sus depredadores.

Como si fuera poco, viene antecedido por los aluviones de charlatanería con interpretaciones acomodadas de las mal llamadas profecías mayas en un mercado en el que uno termina pagando para que lo asusten.

Y a eso súmele el centenario del hundimiento del Titanic, el bicentenario del terremoto de Caracas, dos eclipses solares, la aceleración del tiempo del no tiempo, el fantasma del desintegrado cometa Elenin, las lluvias de siempre. Revuelva y logrará la pócima para tener los nervios crispados todo el año.

Quizás no haya suceso que en estos doce meses no esté vinculado a la creencia de que 2012 es un año hito para la humanidad o para el país, como lo fue 1917 con el terremoto de Bogotá, 1918 con la gripa mortífera, 1985 con las tragedias de Armero y el Palacio de Justicia, 1986 con el cometa Halley o 2001 con el ataque a las Torres Gemelas.

Tanto espíritu apocalíptico habla de la frustración del ser humano por su ineptitud en su misión de preservar la vida; o de su secreta certeza de haber cumplido sin éxito su ciclo; o de su dismorfia, ese trastorno de autoimagen distorsionada; o de su capitulación, disfrazada de presentimiento o profecía.

Para los escépticos será otro año con un día más, en el que se repite y amplía la diferencia entre unas pocas personas obscenamente ricas y una mayoría cada vez más pobre, con las tragedias de siempre en medio del invierno, las balas perdidas, corrupción, manos peludas, entre otras. Con todo , ¡un muy feliz año!

Sin categoría

De la nostalgia y homenaje

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Iba a ser distinta, lo sabíamos. Ya no iban a estar la sonrisa fácil, el aire festivo, la celebración sin límite. Tampoco las sumas y restas que antaño fueron fáciles en la cuenta regresiva de todos los días del año esperando la Navidad.

Ya había comenzado a cambiar desde que madre partió y nos dejó esa manía de mirar hacia atrás. Porque antes, los recuerdos sólo eran matices que les daban forma a los días por venir.

Con Carlos, el hermano que lo fue todo a la vez, amigo, papá y fuerza interior, nos recostamos en la nostalgia, asidos de las añoranzas que tenían el olor y el sabor de los ajiacos de mamá, las formas siempre distintas de los pesebres del tamaño de la casa, y los ecos de las voces y la fuerza de los abrazos que construyeron los buenos deseos en medio de brindis que no tenían cuándo acabar.

Fue él quien me llevó a coleccionar la música de todos los diciembres que escuchábamos día y noche sin parar, para tratar de frenar el paso de los tiempos fugaces de cada fin de año.

La ausencia de la vieja que nos enseñó el valor de la constancia, la honestidad y el amor de Dios nos volvió entrañables. Cómplices de verdad. Los años lo fueron despojando de odios, intolerancias y pasiones y nos permitieron ver en él que la generosidad y la paciencia a veces no tienen límite.

Hoy Carlos tampoco está. Y hace falta su alegría, sus chistes flojos, su presencia. Prevalece en la memoria su cara de asombro por el viaje prematuro, en medio de una familia signada por la longevidad.

Ahí, antenoche, estuvieron su plato, su copa, su música, su esposa e hijos, y la ahora renovada costumbre de mirar al pasado para evocar una de las mejores partes de nuestra vida: su compañía, que fue decisiva en nuestras vidas. En la mía.

Brindamos por él, claro, y por la fuerza necesaria para el tiempo que estaremos sin él, como seguramente hicieron decenas de miles de colombianos que esta vez tuvieron esa otra Navidad. La de la ausencia.

Que, con la dispensa de los pacientes lectores, sea este nuestro homenaje. Y que el año que llega y las próximas Navidades, así sean distintas, sean mejores para todos. Así sea.

Sin categoría

Invierno y goles

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Quizás lo único que haya que agradecer a este invierno pertinaz es que haya impedido que la euforia alcance niveles inmanejables, rayanos en amnesia y desinterés por lo público, tan recurrentes por esta época.
Que los colombianos no hayan asociado festividades con optimismo, clásico caldo de cultivo para que encuestadores y propagandistas los conviertan en favorabilidad de los gobernantes, dificulta que la temporada sea expedita para los avivatos de siempre, expertos en marcar goles de último minuto.

El riesgo de viajar por carretera, la disminución en oferta de distracción y los diezmados bolsillos han impedido que decaigan alertas y espíritus críticos frente a jugadas de laboratorio como la absurda idea de demarcar espacios para grafitis, el regreso con lágrimas de cocodrilo del Bolillo Gómez, o los consabidos micos tejidos con villancicos del honorable poder legislativo.

Claro, no faltan árbitros que permiten anotaciones en fuera de juego, como la irrisoria pena a los Nule, el tránsito de la reforma a la justicia allanada por la aceitada maquinaria santista, la avanzada solapada contra la Ley de Víctimas, o dudosas visitas carcelarias. Pero ahí quedó la rechifla.

O divisas conocidas, pero sin hinchada, como la de la TV, que se quedó sin defensores ante el pressing a la ley del sector con la táctica de cambiar para que todo siga igual o peor.

O dirigentes ineptos que estos días hacen “firmatones” para asignar recursos a dedo y aparecer como ejecutores de lo que no hicieron durante el año.

O nóminas elefantinas rumbo al descenso, como Colombia Solidaria que, no obstante el millón de afectados y el drama nacional, se dedicó a perder tiempo y sólo ha ejecutado la tercera parte de lo presupuestado. Los demás damnificados están a merced de donaciones, señal de solidaridad, pero también de nuestra vocación mendicante.

O las sorpresas en extratiempo, con alzas en gasolina, transporte y alimentos, que opacarán el escaso aumento salarial.

Si algo ha hecho el invierno es desnudar la precariedad de nuestros gobernantes que, como los técnicos bogotanos, sólo le apuestan a la motivación y al toque-toque, o a esperar que nos vayamos de fiestas.

Sin categoría

Navidad, educación y tecnología

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Siempre será difícil convencer a un joven sobre las bondades de un sistema político o educativo, si el resultado es esta sociedad del caos que padecemos.

Ninguna de las generaciones que sobreviven en esta inestabilidad, ni las desaparecidas, tendría autoridad moral para decir que hizo bien la tarea, a pesar de la retahíla de lamentos de los mayores que añoran un supuesto pasado mejor, que quizás sólo existe en esa parte de la memoria donde se confunden el fracaso y la imaginación. Pero lo hacen sin sonrojo y convencidos cuando hablan de moral, tradición y educación. Costumbre vieja como las sentencias socráticas: “Los jóvenes hoy en día son unos tiranos. Contradicen a sus padres, devoran su comida y faltan al respeto a sus maestros”.

La añoranza del pasado es lo poco que le queda a quien perdió control o autoridad, como pasa con los debates acerca de la saga navideña, medio ambiente, tecnologías y lectoescritura.

Todo un banquete para sicólogos y sociólogos. Dirán que es el síndrome del siglo (o década) de las luces, como plantea Woody Allen en su reciente y genial película Medianoche en París. O que son las tres primeras fases del miedo al cambio (inseguridad, ruptura ego-estatus y dilema hostilidad-desafío, en términos de los Guarnieri). O encarnación en los jóvenes del síndrome de Boreout, o del tedio, como trae a colación el comunicólogo Scolari; o de la resistencia de Bartleby, de Melville…

Son, en todo caso, síntomas de una sociedad que, como los astrólogos, es hábil para interpretar el pasado, pero incompetente para comprender el presente; que fundamentó, como refiere Pierre Levy, su universalidad totalizante en la palabra impresa, y ahora, dice Piscitelli, no sabe cómo desmontarse, no obstante que nuevas generaciones subsisten y gestionan su vida con otros signos como imágenes, íconos, gestos o hipervínculos, y que encontraron en lo audiovisuoescritural otra forma de comunicación, o que rompen moldes ante la incredulidad, desconcierto o ignorancia de quienes insisten, a pesar de sus precarios balances, en hacer creer que “su” pasado fue mejor. Ya lo dijo Einstein: “Está claro que nuestra tecnología sobrepasó nuestra humanidad”.

Sin categoría

La gente en la calle

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Coincido con quienes creen que el personaje de este año, aquí y en el planeta, es la gente en la calle. Sí, ese ciudadano que es parte del simbólico “99%”, como se le conoce en el mundo, víctima de las avaricias, abusos y olvidos de los poderes financiero y político en sus diversas expresiones.
Ya en 2006 la revista Time había destacado al ciudadano, a la gente, como su personaje. Pero la elección tenía como escenario la web y sus perspectivas de participación y acción colectivas.

No es gratuito que ahora los lectores de la revista ya hayan puesto en tercer lugar de votación a ese 99%, aunque la decisión la tomen los editores.

Si bien las crisis política y económica que han tocado las fibras de Wall Street y ahora hacen tambalear a toda Europa, y la madre naturaleza que cobra por ventanilla la sevicia humana con los recursos naturales, han copado buena parte de la agenda mediática y de la influencia en el rumbo del planeta, la movilización ciudadana global, porque todo tiene un límite, depara un panorama menos desalentador para evitar que unos pocos tomen las decisiones cruciales y en provecho propio.

Aquí, los estudiantes, como ya se ha dicho, salvaron, para el resto de la sociedad adormilada y doliente, la asignatura de activismo y participación legítima en la conversa pública sobre su futuro. Aportaron otras miles de marchas con objetivos específicos.

Pero la manifestación de este martes nos permitirá saber qué tanto aprendimos de las víctimas de los países del primer mundo y de regímenes totalitarios en países asiáticos y africanos, si sus convocantes no se dejan seducir por cantos de sirena de sectores con claros visos revanchistas, o en busca de inestabilidad, como lo expresó el editorial de este diario ayer.

Más allá de la emoción, habitual en este tipo de actividades, a veces llevada al patrioterismo, mañana tenemos la oportunidad de levantar la voz sin que nadie nos asigne el permiso o nos indique el tono o enfoque de la justa protesta contra todas las violencias, todos los terrores y todos los crímenes de todos los armados ilegales.

Y para confirmar que la calle y su influencia son nuestras, al fin y al cabo somos “el 99%”.

Sin categoría

Muertes e ideas inútiles

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Podremos discutir mil días y procrear otras tantas guerras. Podremos sustentar con pasiones exaltadas lo que son vagos convencimientos. Podremos justificar, pontificar y hacer historia con cada una de nuestras ideologías…

Es lo usual. Esa verborrea insulsa que no oye o ignora a quienes viven el drama y pagan en carne propia las deudas ajenas: las víctimas, que son si acaso un pretexto, tanto los sacrificados, los 4 de este fin de semana y los 30 de antes, sometidos a la vejación del secuestro y al asesinato cruel. Y luego los suyos, en medio del dolor sin nombre, sin razón.

Ahí, aquí, terminan para ellos los debates, mascaradas, promesas y alardes de un país digno. Ni siquiera quisieran ser nombrados porque saben, que ahí, que aquí, las palmaditas en la espalda y las honras fúnebres son epílogo, y luego antesala de lo único que le deben a este país desalmado: el olvido.

Como saben que en esta guerra estúpida no hay destinos. Que todo pudiera haberse evitado, todo: el secuestro, la larga espera, la indiferencia y esa muerte cruel que coronó todas sus desdichas, si alguien hubiera hecho algo en nombre de la vida, no de la guerra elevada a intereses superiores de una patria que hoy sólo ofrece una morada dos metros bajo tierra.

¿Cómo culpar a los familiares de las víctimas cuando hablan de necedad o de incapacidad del gobierno para salvar la vida de los suyos? ¿O cuando dicen que no quieren ser trofeo de nadie? Al daño insondable que les causó la guerrilla con sus acciones criminales, se le sumó el de haber marchitado la última esperanza posible.

Un acuerdo pasajero, un intercambio por una sola vez hubieran bastado. Pero no, la vocinglería, el interés velado, la tozudez sin límite siempre se imponen. Ya se oyen los coros a favor o en contra de sesudos análisis bélicos o de cálculos de cuánto nos distanciamos de la “tan anhelada paz”. Y claro, los golpes de pecho para hacer pública la indignación…

A lo lejos, el eco de trece familias que piden a todos “No más”, antes de que sea tarde. Como lo es ahora para cuatro hogares que saben que esas muertes fueron inútiles como lo son las ideas que no fueron capaces de evitarlas.

Sin categoría

El derecho a la desconfianza

19 Ene , 2012  

Por: Mario Morales
Nada, para sintetizar el momento político, como esa frase que le dijo uno de los líderes estudiantiles a María Jimena Duzán: “Le tenemos una profunda desconfianza al gobierno”.
Lo ratifica parte de los resultados del Pánel de Líderes de Opinión de Cifras y Conceptos. Hay más confianza en el Banco de la República que en el Ejecutivo; y, comparada con 2010, disminuyó con respecto a ejército y policía, para no hablar de los bajos registros del Congreso.

Pero salvo triunfalistas anuncios oficiales y algunas encuestas de favorabilidad, en las que se asocia optimismo a deseo, poco se ha logrado para aglutinar la esperanza nacional en torno a proyectos comunes y perdurables. Sólo como ejemplo, baste mirar los sucesos de las últimas horas.

¿Tienen razones para confiar los indígenas que ven cómo cada año caen asesinados cerca de 200 de ellos y que se extinguen sin remedio?

¿O las tienen ciudadanos que votan y que ven con estupor que, después de tres semanas, en por lo menos seis municipios no se conocen todos los nombres de concejales o mandatarios regionales, incluido el Concejo de Bogotá?

¿Las tienen los colombianos cuando la Procuraduría habla de similitudes en la corrupción en el sector privado y en el público, o el Minjusticia denuncia conductas antiéticas de contratistas en todo el país?

¿Las hay cuando los titulares de todos los días hablan de la puesta en libertad de investigados por vencimiento de términos, pasados show y réditos de cada captura?

¿Las hay cuando civiles, reinsertados, desmovilizados y hasta los militares sienten que no hay garantías en sus respectivos procesos?

Y así cada semana…. Pero la contribución en la generación del anticuerpo de la desconfianza no parece tener responsabilidad política, así todos sepamos nombres y apellidos de quienes le quieren poner a cada acto su sello personal para pasar a la historia, los que todo quieren cambiar para que todo siga igual, los que son capaces de todo por una reelección, por cambiar de teta en la función pública o con legar su provecho individual.

Por eso estudiantes, líderes de opinión y ciudadanos no sólo tienen toda la razón, sino todo el derecho a vivir desconfiados.